Por  Miguel Lelo De Larrea

 

En esta ocasión no viaje a otro país debido que aún hay más lugares por visitar aquí, me encuentro en Milán, capital de la región italiana de Lombardía y conocida como la ciudad de la moda.

Milan 2

 

Estoy disfrutando tanto recorrer sus calles, parques, ver sus monumentos  y de su atractivo centro histórico en el que sobre sale la plaza del Duomo. La catedral gótica es una de las más grandes y bonitas del mundo, de verdad me impresiono su estructura e historia pues fue construida a finales del siglo XIV y tardó cinco siglos en ser terminada, destaca por su fachada de mármol blanco, rosado y por su terraza con torres y pináculos con diferentes estatuas. Al entrar pude ver la Estatua de Bartolomé el Apóstol y el altar de mármol de estilo renacentista, donde tras el altar se guarda un Clavo de la Cruz de Cristo. También visite la Cripta, el Tesoro, el Baptisterio y bajo la catedral los restos de la antigua iglesia de Santa Tecla y del baptisterio.

Milan

 

Quería regresar a descansar un poco pero de verdad está hermosa ciudad tiene tantas cosas por visitar que al final de mi recorrido me recomendaron visitar La iglesia de Santa María delle Grazie que está a tan solo 20 minutos.

Milan 1

 

Este lugar es muy famoso ya que se encuentra en la pared del comedor de este antiguo convento de los dominicos la pintura del genio Leonardo da Vinci La Última Cena, para visitarla tranquilamente lo mejor es reservar las entradas con mucha antelación para que un guía les explique toda la historia y no les pase como a mí que solo pude entrar y admirar las obras.

Milan 4

 

Al día siguiente después de un rico desayuno decidí recorrer el Barrio Navigli, destacado por sus dos grandes canales: Naviglio Grande y Naviglio Pavese. Al tomar un café en este increíble lugar me contaron su historia y nuevamente puedo decir que la gente de este país es muy cálida ya que me han tratado de lo mejor. Me sorprende escuchar que el gran maestro Leonardo da Vinci a parte de las obras que aporto, en el siglo XV mejoro estos canales para convertirlos en grandes rutas de acceso a la ciudad. Hace un siglo dejaron de ser útiles como medio de transporte y en la actualidad se han reconvertido en un bonito paseo lleno de barcos, restaurantes, terrazas y una agitada vida nocturna, que en esta ocasión solo disfrute de una rica cerveza y regrese a descansar.

Milan 5

 

Claro también tuve un momento donde me desconecte de la ciudad caminando por el Parque Sempione paseando entre árboles y naturaleza. Situado a un paso del Castillo Sforzesco, es un enorme jardín de estilo inglés en el que puedes encontrar desde un lago artificial hasta amplias zonas de césped que se llenan de gente cuando hace buen tiempo. En uno de los extremos del parque se encuentra el enorme Arco della Pace que conmemoraba las victorias de Napoleón y en otra parte del parque el Arena Civica, un anfiteatro en el que se celebran conciertos de música o actividades de deporte.

 

Sin duda es complicado recorrer lugares llenos de cultura, historia y gente tan hermosa, pues es difícil volver a empacar para mi siguiente destino.

Milan 3